Yonny Chirinos cumplió, brilló y hasta entretuvo para los Rays

Andres Espinoza
Andres Espinoza
The Associated Press
0
(0)

Después de su peor salida de la presente temporada, Yonny Chirinos necesitaba demostrarle a los Rays de Tampa Bay que no había motivos para preocuparse. El diestro permitió nueve hits y ocho carreras en cinco entradas y un tercio de labor ante los Reales de Kansas City el pasado sábado, en su primera salida posterior a tolerar cinco anotaciones (tres limpias) y seis indiscutibles en cuatro actos y dos tercios contra los Padres de San Diego algunos días antes. Por eso, su desempeño contra los Cascabeles de Arizona el jueves fue un verdadero respiro de aire fresco.

En esa presentación, Chirinos se mostró en completo control del desafío. Al final de la jornada, había trabajado por espacio de seis innings completos, en los que si bien le conectaron siete inatrapables, logró limitar al daño a solo una carrera, con tres boletos otorgados y cuatro ponches propinados. Fue la primera victoria para el oriundo de Bachaquero en casi un mes, y aunque los triunfos y las derrotas cada vez tienen menos importancia a la hora de evaluar el desempeño de un lanzador, este en particular era prácticamente necesario para el diestro.

Más allá de lo que leía la línea final, lo más relevante para el mánager Kevin Cash y compañía es que el serpentinero lució cómodo sobre el montículo a lo largo de su media docena de capítulos. «Entró en ritmo bastante bien«, le comentó el timonel al Tampa Bay Times.

Pequeño resbalón (literal)

Sin embargo, a pesar de que todo estaba marchando bien en cuanto al control del juego se refiere, llegó un momento en el que Chirinos parece haber perdido el control de sus propias piernas. En su último pitcheo del quinto inning, el criollo lanzó una bola rápida de 94 millas por hora con la que pasó al toletero Alek Thomas. Pero en la mecánica de lanzamiento, el escopetero perdió el balance con su pie izquierdo y cayó a la tierra, antes de levantarse con rapidez y sonreír por el momento incómodo.

Sus compañeros también disfrutaron del incidente – una vez que se percataron de que Chirinos no se había lastimado. El derecho aseguró que es algo que ha ocurrido en el pasado, como resultado de poner esfuerzo extra en un pitcheo en especial.

«Eso siempre pasa», explicó. «Cuando tienes esos dos strikes y quieres ser un poco más agresivo de lo normal. Ese es el efecto que quería con ese envío».

«Parte del juego»

Como es costumbre, los compañeros de equipo suelen ser de las personas más fieles y dispuestas a ayudar en tiempos de necesidad, pero también son de los más intensos al momento de bromear. El dominicano Wander Franco, uno de los peloteros estelares de los Rays, no entró en detalles, pero sí confirmó que el incidente generó comentarios en el clubhouse.

«Es algo que es divertido. Algo de lo que nos podemos reír«, indicó Franco.

Para Chirinos, no quedó otra más que disfrutar con ellos a expensas de su caída. «Ellos estaban riéndose, pero es parte del juego«.

Los únicos que no estaban riendo al final de la jornada eran los bateadores de los Cascabeles, que fueron víctimas de la salida más larga del brazo desde antes de su cirugía Tommy John en agosto de 2020.

«Pienso que estoy recuperando mi ritmo. Estoy recuperando el condicionamiento del brazo y se siente bien», contó Chirinos. «Me encuentro feliz de haber podido trabajar esa distancia».

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 0 / 5. Recuento de votos: 0

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Share This Article