Chirinos, y los Rays, entusiasmados por una nueva oportunidad en la rotación

Andres Espinoza
Andres Espinoza
The Associated Press
0
(0)

El camino de Yonny Chirinos en las Grandes Ligas ha sido todo menos sencillo. Más allá de las dificultades regulares por las que debe atravesar cualquier jugador en el máximo nivel, el cuerpo del venezolano le ha fallado en múltiples oportunidades desde su llegada a la gran carpa en 2018. Un par de cirugías y muchos meses de inactividad después, el derecho está nuevamente encaminado al que siempre ha sido su objetivo.

Chirinos, quien fue sometido a una operación Tommy John en agosto de 2020 y luego a una cirugía por fractura en su codo derecho en septiembre de 2021, no logró hacer la rotación de los Rays de Tampa Bay durante los entrenamientos primaverales, pero el equipo optó por mantenerlo como un miembro de su bullpen para este inicio de temporada, un rol en el que el criollo simplemente ha brillado.

Tras sus primeras tres apariciones del actual torneo, el nativo de Bachaquero había permitido apenas tres indiscutibles y su efectividad se mantenía intacta, al mismo tiempo en el que acumulaba cinco ponches y dos boletos en nueve episodios y un tercio de labor.

Se ganó un ascenso:

En esa tercera salida del torneo, Chirinos estuvo perfecto. Relevando al abridor Zach Eflin en lo que terminó como una victoria para los Rays con marcador de 4-1 sobre los Medias Blancas, el serpentinero retiró a los nueve bateadores que enfrentó y finalizó la actuación con tan solo 37 lanzamientos.

«Eso es lo mejor que hemos visto de él desde que regresó de las lesiones«, le comentó el mánager Kevin Cash a MLB.com posteriormente.

Gracias a ese buen comienzo de la contienda, y a que el conjunto envió a las menores al prospecto Taj Bradley esta semana, Chirinos fue reincorporado a la rotación de los Rays – por lo menos de forma temporal – este sábado. Si todo marcha como esperado, el diestro permanecerá en el staff de iniciadores por lo menos hasta que el veterano Tyler Glasnow haga su regreso el mes que viene.

Sería la primera oportunidad extendida de Chirinos como abridor desde 2019, su segunda zafra en las mayores. Desde entonces, el brazo tuvo que esperar 752 días hasta su siguiente aparición en MLB, mientras se recuperaba de las cirugías. En la recortada temporada de 2020, Tampa Bay le permitió realizar un trío de aperturas en un pequeño experimento de septiembre.

«Gracias a Dios me siento bien», señaló el escopetero. «Es una oportunidad por la que estaba esperando y estoy ansioso de sacar provecho de ella».

Vuelve a apostar por sí mismo:

Para Chirinos, no es tarea fácil dejar atrás el tormentoso camino que lo obligó a transitar su cuerpo en los últimos años, pero el criollo confía en que las cosas puedan ser distintas de ahora en adelante.

«Ha sido un proceso difícil, por todas las cirugías y las cosas que he atravesado, pero aquí estamos. Con el favor de Dios, todo saldrá de maravilla a partir de ahora. Estoy saludable y emocionado por sacar provecho de la oportunidad», agregó.

Además de tener los cupos repletos en la rotación, otra de las razones por las que los Rays optaron por enviar a Chirinos para el bullpen en este inicio del campeonato fue para poder monitorear mejor su cantidad de pitcheos, en un intento por no forzar demasiado un brazo que ha sido tan propenso a los dolores en el pasado.

«Estoy emocionado por nosotros, pero definitivamente estoy más emocionado por él«, indicó el coach de pitcheo del equipo, Kyle Snyder, quien durante su tiempo como jugador activo fue sometido a cinco operaciones. «Saber lo que ha pasado a nivel personal y observar el éxito que está teniendo ahora, para mí es lo que más feliz me hace».

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 0 / 5. Recuento de votos: 0

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Share This Article